anuariodigit

Estimular la creación digital cultural.

1,5 millones de euros para estimular la creación digital cultural.

El departamento de Cultura diseña un plan para afianzar el sector

 Barcelona 1 ABR 2014 – 11:49 CET

El sector digital cultural en Cataluña, en el que se encuadran desde la creatividad de los videojuegos, las  apps o el libro digital, agrupa actualmente a 161 empresas con 2.011 trabajadores y facturó, en 2012, 146,4 millones de euros. La producción de videojuegos es una de las más consolidadas y del total facturó la mitad, 70 millones de euros, y agrupa a un millar de personas. La fortaleza de ese sector reside en sus consumidores que en Cataluña son 1.320.000, lo que supone un 21% de la población.

La creación digital está, de hecho, a caballo entre la cultura y la industria y, en determinados sectores, ha resistido mejor el impacto de la crisis que las expresiones tradicionales de la cultura, como el cine, el arte y la música. Todo lo relativo al binomio cultura y digital se ha convertido en un mantra para los responsables del departamento de Cultura de la Generalitat que han dado forma a un plan de cultura digital que persigue precisamente eso: reforzar un sector pujante del conocimiento y de la creatividad y buscar caminos para el cambio tecnológico de los tradicionales. O para que estos últimos saquen más partido de su trabajo.

Dentro de ese plan, Jordi Sellas, director general de Creación y Empresas Culturales de la Generalitat, anunció ayer la creación de una línea de préstamos participativos para nuevas empresas nativas digitales –las que usan las nuevas tecnologías como base de la creación desde su origen – con una aportación de 1,5 millones de euros para este año. Será exclusivamente para nuevas empresas digitales que podrán pedir, cada una de ellas, entre 40.000 y 200.000 euros por proyecto. En su gran mayoría son pequeñas empresas, de tres trabajadores, que no requieren grandes inversiones sino poder cubrir “el arranque de la actividad”, en palabras de Sellas.

A esa línea de créditos, el departamento repite otra, llamada de aportaciones reintegrables, de unos seis millones de euros en forma de préstamos que son retornados en su gran mayoría. Según los datos facilitados por Sellas, desde 2009 se prestaron por este sistema 18 millones de euros de los que se han retornado el 89%. “Está claro que es un buen sistema porque la mayoría se han consolidadado en dos o tres años”, añadió Sellas. Otra posibilidad de financiación es una línea de créditos del ICF que el año pasado fue de 20 millones de euros de la que solo se consumió un 30%.

La otra pata del plan es la internacionalización de las empresas culturales, especialmente del sector del videojuego y de los contenidos digitales interactivos, además de un programa de visibilidad que incluirá acciones de promoción, como encuentros entre el sector y los medios de comunicación.

Dentro de estas actuaciones habrá también un programa de captación de talento y de empresas de la mano de las Universidades y la agencia Invest in Catalonia/Acció, con reformas en las becas orientadas a creadores. Específicamente para las tradicionales, Sellas explicó que se fomentará el cambio tecnológico con el impulso a los proyectos digitales como el libro digital, la presencia de la música en las plataformas electrónicas, el arte en las redes sociales y la creación de escenografías interactivas.

De forma transversal, el departamento organizará acontecimientos que pongan en relación los contenidos culturales y tecnológicos para ser un “punto de encuentro”, ofrecer formación y detectar y captar talento, así como la transferencia universidad-empresa, la cooperación intersectorial, la formación y consultoría y el apoyo al emprendimiento digital.

Fuente: http://ccaa.elpais.com/ccaa/2014/04/01/catalunya/1396345177_777128.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *