Las universidades mantienen su número de citas y patentes a pesar de la crisis.

Solo tres universidades bajan en producción, según un estudio.

Se prioriza la investigación frente a otros gastos, como infraestructuras o personal.

Las universidades pierden 1.400 millones en tres años.

Las citas y patentes se han mantenido este año en las 48 universidades públicas que imparten grado, según un estudio del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas y el BBVA. Tan solo desciende en dos (islas Baleares, Complutense). Aunque las diferencias entre ellas son enormes. La Universidad Pompeu Fabra, La Politécnica de Cataluña y la Autónoma de Madrid duplican la eficiencia científica de La Rioja, La Coruña o Gran Canaria. El volumen de producción se ha corregido proporcionalmente a su tamaño. De hecho, la primera, la Pompeu apenas supera los 10.000 estudiantes. Ello significa que pese a que la crisis ha golpeado fuertemente a los campus —su presupuesto ha descendido en 1.400 millones de euros en tres años, según un informe de Comisiones Obreras— y apenas se puede reponer a uno de cada 10 profesores jubilados, las universidades han sido capaces de salir adelante. “Muchos, nosotros también, están buscando fondos en convocatorias europeas”, explica Francisco Pérez, director de investigación del IVIE. Nueve universidades de las tres grandes áreas metropolitanas (Madrid, Valencia y Cataluña) copan los primeros nueve puestos en eficacia. Pero en ese listado están bien situados los campus públicos de Navarra e Islas Baleares. El 50% del recorte en los presupuestos se lo ha llevado las nuevas infraestructuras y un 31% el personal (no funcionario). Los rectores han intentado que la poda no afectase a la investigación, su bien más preciado, que no solo les da prestigio sino recuerdos. Optimizan los materiales y su temor es a corto plazo, pues muchos proyectos terminan ahora. La Complutense (una de las dos que baja), por ejemplo, afirma que ha congelado el 15% de sus investigaciones.

“En la última década la producción científica en España ha crecido mucho. Ha mejorado más que la docencia o el desarrollo tecnológico. Representa el 3 % en el mundo”, continúa Pérez. “Cuanto mejor es la investigación mejor es la docencia y hay que saber cuántas apuestan por la innovación o no”, se plantea. A la larga desconoce si la crisis pasará factura. “Todo depende de si se va a convertir en una depresión constante y de la capacidad de las universidades de mejorar en estas condiciones. La Universidad quedará estrangulada si no se deja entrar a relevos”.

En innovación y desarrollo tecnológico lidera esta clasificación, concebida para que los estudiantes se orienten en la búsqueda de carrera, la Politécnica de Valencia, seguida de las técnicas de Cataluña y Madrid. Y en volumen total de producción (sin tener en cuenta su tamaño) lideran el listado las universidades Complutense, Barcelona y Politécnica de Madrid.

Elisa Silió, 14 de mayo de 2014.

http://www.elpais.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *